Retroceso en el anteproyecto del Gobierno

Cachorrito

El esperanzador anteproyecto de ley del Ministerio de Agricultura, va a quedar en agua de borrajas, como la mayoría de las iniciativas que pretenden mejorar el bienestar de los animales en España.

Teníamos una cierta confianza en esta ley que iba a prohibir la exhibición pública y comercialización de animales en tiendas. Con ella, se lograría reducir las compras irreflexivas, los niños no verían a los animales como mercancía, y podríamos parar la producción descontrolada de cachorros. Además, con ello se estimularía la adopción en refugios y perreras. Pero, era demasiado bonito para un país como el nuestro.

Joan Josep Nuet, diputado del Grupo Parlamentario La Izquierda Plural, preguntó al Congreso por la marcha de dicho anteproyecto, y la respuesta fue un jarro de agua fría. Lo que se está preparando no es más que unas guías de buenas prácticas para los establecimentos donde se manejan perros y gatos. Todos sabemos que en España no somos de seguir recomendaciones, si se hace caso omiso a prohibiciones e incluso a multas, como para hacer caso a una simple recomendación.

Sin la legislación que buscábamos, seguirán con su negocio los criaderos ilegales, las perras seguirán siendo obligadas a parir sin control, los cachorros nacerán en condiciones que preferimos no imaginar… y mientras, decenas de perros serán abandonados, las camadas seguirán apareciendo en los contenedores y los refugios y perreras seguirán llenas de animales buscando un hogar.

Los niños seguirán encaprichandose del perrito tan mono del escaparate, del que se cansarán los niños y los padres cuando se den cuenta de todos los cuidados y responsabilidades que conlleva, acabará – con suerte- en un refugio o perrera… y seguirá el triste cuento de nunca acabar… hasta que alguien tome por fin la decisión de que los seres vivos dejen de ser un negocio ante cuyas condiciones se mire para otro lado.

Como dice Aída Gascón, directora de AnimaNaturalis en España: “Existen tantos animales abandonados en busca de adoptantes, que su cría y venta debiera estar prohibida”. Es ésa la realidad a la que deberían ceñirse todos los políticos y autoridades competentes en materia de animales.

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Share on LinkedInPin on PinterestShare on TumblrEmail this to someonePrint this page

Comentar

Comentarios