España pescó en 2007 60.000 toneladas de tiburones

Según un informe de Shark Alliance, organización en la que participan 70 ONG’s, cinco de ellas españolas, nuestro país capturó en 2007 60.000 toneladas de tiburones, que si pesasen 30 kilos, significarían dos millones de ejemplares. Todo para el lucrativo negocio de la venta de aletas de tiburón, tan cotizadas en la cocina oriental. Además, se extrae aceite del hígado y otras vísceras para la industria de los cosméticos y productos farmacéuticos.

El resto del tiburón, aproximadamente el 95%, no interesa, porque aunque es carne comestible, se paga poco por ella, así que se tira por la borda. Los barcos persiguen a los tiburones y rayas todo el año. Se supone que la UE y España prohiben cortarles las aletas, pero entre las lagunas legales y los permisos especiales, es como si no existiese la prohibición. Gracias a eso, ambas especias están entre las más amenadas por la extinción. El Gobierno no ha tomado ninguna medida, no ha regulado la pesca de ninguna especie de tiburón aunque esté en peligro de desaparecer, y ahí no queda la cosa: los representantes españoles están presionando a la Unión Europea para que se atenúen las prohibiciones, justo lo contrario que quiere hacer el Reino Unido, Alemania y Francia.

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Share on LinkedInPin on PinterestShare on TumblrEmail this to someonePrint this page

Comentar

Comentarios